Home Actualidad Emergencia por sequía en Cataluña

Emergencia por sequía en Cataluña

by Garden magazine

Desde el jueves 1 de febrero el Gobierno catalán decretó la entrada a la fase de emergencia del sistema Ter-Llobregat, ya que las reservas hídricas se encontraban por debajo de los 100 hm³ de su capacidad, eso suponía estar por debajo del 16%. 239 municipios pasaron a la fase de emergencia entre los cuales se encuentran 202 del sistema Ter-Llobregat, 22 del acuífero de Fluvià Muga, 12 del embalse Darnius Boadell, 2 de Ruidacanyes y el municipio de Vallirana que fue solicitado por el ayuntamiento.

En este escenario de emergencia se fija la limitación de 200 litros de agua por habitante y día de media por municipio. También se reduce el consumo del uso del agua en la agricultura en un 80%, un 50% en los usos de la ganadería y una reducción del 25% en usos industriales y recreativos. Además se prohíbe regar los jardines, solo pueden regarse los árboles de los parques públicos para que puedan sobrevivir. Por otro lado, los campos de césped para la práctica de deporte federado sí se podrán regar siempre y cuando se compense el agua que se ha utilizado para regar de otra forma. 

En este contexto quisimos preguntar qué sensación habían tenido los centros de jardinería las primeras semanas que se había decretado la fase de emergencia para así realizar una radiografía de cómo está influenciando esta situación en las preferencias de compra de los consumidores y así saber qué posibles soluciones pueden adoptar tanto los clientes como el garden para hacer un uso responsable del agua.

Resultados de las primeras semanas

Garden Magazine envió el cuestionario con 4 preguntas a los centros de jardinería de Cataluña y pudieron contestar del 6 hasta el 22 de febrero. Este intervalo de tiempo incluía los resultados de los 3 primeros fines de semanas desde que se decretó el estado de emergencia por sequía. 

La primera pregunta era para conocer si este nuevo escenario había provocado una caída en la afluencia de sus clientes. De los 20 centros de jardinería catalanes que contestaron esta encuesta el 60% de los participantes contestó que no habían notado este descenso, en cambio el 40% restante contestó que sí lo había notado.

La segunda pregunta iba relacionada con la primera y era para que nos contaran en qué porcentaje habían aumentado o disminuido la visita de  sus clientes al centro de jardinería. Un 30% contestó que  el porcentaje se había mantenido igual respecto el mismo período del año anterior. Un 55% habían notado un aumento de la visita de los clientes al centro de jardinería, situando un porcentaje de crecimiento entre el 20-40%. El 15% restante considera que ha habido un descenso con caídas entre el 5% y el 15%. Hay que destacar que los 3 fines de semana en los que se han recogido resultados han coincidido con un tiempo estupendo con temperaturas primaverales. Además algunos de los centros de jardinería que han contestado apuntan que el cliente compra más pero está comprando otro tipo de planta.

La tercera de las preguntas que nos plateamos es si los centros de jardinería proponen a sus clientes soluciones para que sigan consumiendo plantas pero haciendo un uso responsable del agua. Todos ellos nos explicaban diferentes consejos y productos que ayudan a reducir el consumo de agua. Entre las soluciones propuestas del tipo de plantas destacamos el uso de plantas que se adapten a cada territorio como las plantas mediterráneas, autóctonas, plantas crasas y xerófitas. También recomiendan productos y complementos para la plantación de las plantas, consideran que es muy importante utilizar una buena tierra, productos de enraizamiento, así como también utilizar polímeros hidroretenedores que tienen la función de absorber y retener grandes cantidades de agua y nutrientes. 

Hay productos que también son específicos para reducir el consumo de agua y que los gardens también recomiendan a sus clientes como es el uso de hidrojardineras, riego automático, depósitos de recogida de agua de lluvia y reguladores de humedad del sustrato. Para concienciar y educar al cliente final, recomiendan regar lo justo y necesario para hacer un uso responsable del agua. Aunque ahora está prohibido regar en Cataluña, aconsejan siempre hacerlo con sistemas de reciclaje del agua, haciendo uso del agua sobrante de la cocina y de la ducha y siempre regar a primera o última hora del día. 

La última pregunta que contestaron fue sobre los mecanismos de gestión de agua que tienen en los centros de jardinería. Muchos de ellos cuentan con sistemas de recogida de agua lluvia y la de riego, el agua sobrante vuelve al depósito y esto les permite no derramar ni una gota de agua. Algunos cuentan con sistemas gota a gota y otros utilizan el riego por inmersión junto con mantas que mantienen la humedad. En su amplia mayoría cuentan con mecanismos que les permiten estar independizados del agua potable. En casos puntuales nos comentan que usan el riego localizado, manual y con manguera.

Los resultados obtenidos muestran que los consumidores siguen acudiendo al garden, pero se detectan cambios en sus preferencias de compra. Los centros de jardinería seguramente tendrán que adaptar la oferta de este tipo de productos y enfocarse en plantas que resistan mejor estas situaciones extremas. Por otro lado, los proveedores de plantas y complementos están ofreciendo todo tipo de productos dirigidos a no desperdiciar agua y poder seguir disfrutando de las plantas en todo su esplendor.

otras noticias

Deje su comentario